post

La realidad

MIENTRAS

una famosa firma de lencería, Victoria’s Secret, lanza una prenda íntima llamada ‘Fantasy Bra’, un brasier compuesto por 9 mil piedras preciosas y diamantes incrustados en oro de 18 quilates y cuyo costo es de 3 millones de dólares (en pesos de hoy el equivalente a  9.600 millones),

Donald Trump posee un Ático en Nueva York, en el que hay grifos, azulejos e inodoros de oro,

hay un papel higiénico hecho en 3 capas de papel de 22 quilates de oro en escamas, con un valor de un millón 300 mil dólares (en pesos nuestros 960 millones),

el príncipe de Arabia Saudita, Al Waleed Al-Walid bin Talal, y su esposa la princesa Ameerah, poseen una colección de joyas calculada en más de 700 millones de dólares (2.240 mil millones de pesos), además de un Mercedes Benz SL 600 con diamantes incrustados y varios autos deportivos como  Lamborghini y Ferrari,

una firma italiana, Buscemi, fabricante de tenis de lujo creó las Diamond Sneaker, zapatillas con incrustaciones de diamantes de 11,5 quilates y oro de 18 quilates y valen 132 mil dólares (424 millones de pesos aproximadamente),

Mukesh Ambani, el hombre más rico de India, hizo construir en Bombay una casa para su familia (esposa y tres hijos) con un valor de US$1.000 millones (sin incluir mobiliario ni costo del terreno), de 27 pisos y más de 37.000 metros cuadrados, 10 ascensores, estacionamiento subterráneo de seis pisos para 160 vehículos, tres helipuertos y 600 empleados a su servicio,

los hijos de Robert Mugabe, expresidente de Zimbabue, Robert Jr. y Chatunga, viajan en un jet privado, con el interior adornado completamente en oro,

en todo el mundo, la riqueza total de los multimillonarios aumentó 19% en 2017, a un récord de US$8,9 billones, repartidos entre 2.158 personas.

Mientras esto y otras mil extravagancias más se fabrican y millones de dólares se gastan en fiestas, vestidos y objetos de lujo, y multimillonarios nadan en los excesos de todo…

en Estados Unidos “unos 40 millones viven en pobreza, 18,5 millones en pobreza extrema y 5,3 millones viven en condiciones de pobreza extrema propias del tercer mundo” según un informe en el que Philip G. Alston, relator sobre pobreza extrema y derechos humanos de la ONU, da cuenta de una gira de 15 días de investigación que realizó en ese país a finales de 2017,

la India tiene el mayor número de personas malnutridas del mundo: 195 millones. Aproximadamente el 40 por ciento de los menores de cinco años presenta retraso en su desarrollo por culpa de una alimentación inadecuada,

en Yemen han muerto 84 mil 701 niños con malnutrición aguda grave, cifras que iniciaron desde abril de 2015, hasta agosto de 2018,

la mitad de los 14 millones de somalíes necesita ayuda para sobrevivir,

más de cinco millones de personas, casi la mitad de los habitantes de Sudan del Sur, se están muriendo de hambre,

Asia es el continente con la mayor cantidad de personas del mundo que padece hambre: dos tercios del total,

152 millones de niños entre 5 y 17 años son víctimas del trabajo infantil,

en África subsahariana una de cada cuatro personas, presenta desnutrición,

aproximadamente 100 millones de niños en los países oprimidos presentan peso inferior al normal y 66 millones de niños en edad escolar primaria asisten a clases con hambre…

Es decir, mientras unos pocos se limpian, o pueden limpiarse, el culo con papel hecho de láminas de oro, la mayoría de seres humanos en el mundo se ve obligada a comer mierda. En otras palabras, menos vulgares: el bienestar y caprichos exóticos de una minoría son sustentados con el sudor, la sangre y el sufrimiento de la mayoría. Esta realidad innegable es la verdad pues como afirmó el famoso filósofo griego Aristóteles, la única verdad es la realidad.

Violencia contra la mujer a la orden del día

A las niñas se les regalan muñecas y todo tipo de juguetes que no son más que réplicas del considerado mundo femenino: ollas, vajillas, cocinas, neveras, estufas, lavadoras… y/o miniaturas relacionadas con la belleza: pintalabios, esmaltes, maquillajes, tocadores, estuches de salón de belleza… y/o juguetes relacionados con profesiones etiquetadas como femeninas: paquetes de enfermera, maestra, cocinera, costurera… A las niñas se les limita el espacio y la mente.

A las niñas se les enseña a ser mimadas, caprichosas, coquetas, pasivas, maniquíes…

A las niñas se les enseña a “hacer oficio”, ser recatadas, limitarse al espacio del hogar, estar lindas, complacer a sus hermanitos…

A muchas niñas las dejan sin educación…

A muchas niñas les extirpan su clítoris…

A muchas niñas las educan solamente para ser esposas…

A muchas niñas les eligen sus maridos…

A muchas niñas las casan antes de la pubertad con hombres mayores…

Muchas mujeres son obligadas a abortar cuando se comprueba que sus fetos son hembras…

A muchas mujeres la familia las vende como esposas… por dinero, por ganado, por inmuebles… en Colombia, en México, en la India, en la China, en Afganistán, en Malasia, en Camboya, en África…

Muchas mujeres se venden porque fueron enseñadas que solo valen como mercancía…

Muchas mujeres dedican su vida a permanecer en el mercado: se remodelan de acuerdo a los estándares del momento…

A muchas mujeres la miseria solo les deja abierta una puerta: vender su cuerpo…

Muchas mujeres se venden porque en sus casas ya han sido violadas y abusadas…

Muchas mujeres son vendidas porque son un estorbo…

Muchas mujeres son tasadas en el mercado por su virginidad…

Muchas mujeres son propiedad privada de los hombres…

Muchas mujeres viven de ser adornos, algunos muy lujosos, pero adornos al fin y al cabo…

Muchas mujeres son acosadas sexualmente en el trabajo, cualquiera que éste sea…

Muchas mujeres son víctimas del tráfico de personas…

Muchas mujeres son despreciadas y humilladas por ser pobres y/o feas, y/o negras, y/o campesinas, y/o limitadas físicamente… pero aun así son abusadas…

Muchas mujeres no pueden tomar decisiones, ni siquiera sobre su propio cuerpo… los hombres las toman por ellas…

Muchas mujeres no pueden alcanzar el éxito profesional porque están ocupadas en ser madres y esposas…

A las mujeres que no son monógamas se las llama putas, se las desprecia, se las marca, se las margina…

A las mujeres se les reconoce poco su inteligencia porque lo que se valora es su belleza…

A muchas mujeres se les grita, se les amenaza, se les golpea, se les insulta, se les cohíbe, se les limita, se les calla porque no valen nada, no valen sino por lo que tienen entre las piernas…

A las mujeres se les ha violentado por milenios y aunque el mundo revoluciona tecnológicamente cada vez con mayor velocidad, la cultura patriarcal sigue resistiéndose a morir y creando nuevas maneras de reinventarse, de remozarse.

Por ello NO hay que bajar la guardia, por ello hay que mantener la lucha viva, por ello hay que estar siempre alertas, por ello hay que reeducarnos, por ello es necesario denunciar cada acto de violencia que se cometa en contra de una mujer, por ello hay que estar firmes, por ello debemos rebelarnos, por ello hay que ir rompiendo una a una todas las cadenas que nos atan a un sistema que enseña que cualquier cosa vale más que una mujer.